Dejarlo todo para vivir en la Playa.. Conoce la historia de ella

Todos lo soñamos alguna vez: abandonar la rutina para vivir cerca de la playa, haciendo exactamente lo que queremos y, sobre todo, estando en paz con nosotros mismos y con lo que nos rodea. No obstante, no todos nos atrevemos a dar el paso; Helen Janneson, una influyente bloguera de moda y estilo de vida de Western Australia (WA), lo hizo. Y nos cuenta cómo mientras recorremos con ella los puntos más impresionantes de nuestras antípodas.

La transición no le resultó fácil, pues, antes de pasearse entre las olas con ligeros vestidos de algodón como modo de vida, la autora finlandesa-australiana pasó bastante tiempo llevando una existencia que no le satisfacía: «Mis días estaban llenos de apatía y vacío; podrías llamarlo depresión, pero para mí era falta de amor propio. Sabía que había algo que no estaba bien en mí, y se hizo mucho más notorio cuando me convertí en madre«, explica en su blog. Fue entonces cuando se sintió más desconectada de lo que sentía y de quien era en realidad.

Le costó años de reflexión, meditación y curación redescubrir sus pasiones y entender qué es lo que de verdad quería en la vida, que resultó ser conectar de nuevo con sucreatividad y ofrecérsela al mundo en forma de inspiradores estilismos en algunas de las playas más bellas del planeta. Pero ¿cómo lo consiguió exactamente? Nos lo cuentadesde su casa de Perth, capital de Western Australia.

 

 

«Todo empezó buscando más tiempo para mí misma; una vez que creé activamente un espacio para sanar, que fui a retiros, a clases de yoga y de danza primitiva, etcétera, todo se volvió mucho más claro. Estaba buscando algún tipo de sabiduría fuera de mí misma, pero estaba dentro de mí«, nos explica.

«Sólo tenía que bajar el ritmo y dejar que la vida tuviera lugar, sin intentar controlar todo lo que sucedía a mi alrededor. De hecho, cuando entendí que yo era suficiente tal y como era y dejé de compararme con el resto, todo cambió», cuenta, y nos transmite una idea que se ha convertido en su filosofía de vida: «Empecé a encontrar gratitud y amor en todo, incluido en mí misma. Comencé un viaje en el que centré mi energía en la belleza, la magia y las maravillas tanto de mi ser como de la vida».

Este proceso es el que le llevó a recordar una pasión, que había olvidado, por lo que ella llama «creatividad espontánea». «Recuerdo que soñaba con ropa, con estilismos y escenas; tuve visiones de una chica, una delicada belleza que fluía sin esfuerzo con la naturaleza, un alma primitiva adornada con joyas mágicas, en contacto con el ritmo de los ciclos de la vida. Bailaba en éxtasis, llena de alegría, bajo la luna, al lado del fuego, con el amable tacto de la tierra acariciándole los pies, siempre conectada a la Gran Madre. Brillaba por dentro y por fuera».

Y con ese sueño como guía, creó todo un universo en el que ella es esa delicada protagonista que se extasia frente a la naturaleza cubierta de joyas energéticas diseñadas por ella. Su marido la acompaña como fotógrafo en este viaje interno que también lo es externo, pues, como decíamos, los ha llevado por costas con colores de postal en todo el mundo, y casi 640.000 personas de todo el mundo siguen de cerca su wanderlust sólo en Instagram.

 

 

 

Si queres compartir tu historia con nosotros! Podes Hacerlo!! 

 

Sin categoría